sábado, 26 de junio de 2010

Testigo del horror: Zimbabue

UN PAÍS QUE SE DESANGRA




Zimbabue ha pasado en 20 años de ser un modelo de desarrollo en África a convertirse en el país de los corazones rotos. El régimen de Mugabe y una tasa de incidencia del VIH entre las más altas del mundo están dejando una tierra baldía, con gente sin nada que hacer ni que vivir, a la que viajamos en esta última entrega de 'Testigo del horror'.

Al cuidado de la abuela
JUAN CARLOS TOMASI | 25-06-2010


Jeannette Sibanda es una abuela muy joven que vive con su nieto, Mandla, de cinco años. El niño, huérfano y seropositivo, se encuentra muy débil y se pasa durmiendo la mayor parte del día.

Sobrevivir
JUAN CARLOS TOMASI | 25-06-2010

Editha Phiri vive de vender leña; todos en su familia son seropositivos, ella también.

Lectura
JUAN CARLOS TOMASI | 25-06-2010


Leila Guerreiro, la autora del reportaje mira el cuaderno de Humutso, de nueve años, que vive con su abuela.

Habitación
JUAN CARLOS TOMASI | 25-06-2010


Esta es la habitación de Milandra Sithole, en el orfanato de Bulawayo, donde viven 52 jóvenes; lleva un año aquí.

Marilyn Gibonda
JUAN CARLOS TOMASI | 25-06-2010


Marilyn Gibonda, de 19 años, también está infectada por el VIH. Le gusta escribir poesías. Asiste al hospital Mpilo Oi de Bulawayo. Cuenta que cuando comenzó el tratamiento, en 2005, notaba que se estaba muriendo.

Sin hombres
JUAN CARLOS TOMASI | 25-06-2010


A veces parece que solo hay mujeres. "Todos los hombres que hubo alguna vez han muerto", dice la autora. La miseria y el VIH están dejando una generación de huérfanos en Zimbabue, con un futuro muy incierto.


Creen que un hombre con VIH se cura teniendo sexo con un niño o una virgen

Frente al sida, hay anuncios que en vez del condón promueven la circuncisión

Nkulumane, de 12 años, escribió en su cuaderno: "Mejor me muero como mi papá"

"Tengo VIH por una buena razón. Lo peor del mundo no sería morirme, sino perder a Dios"


Conflictos olvidados

Con este reportaje concluye la serie Testigo del horror, un proyecto de Médicos Sin Fronteras y El País Semanal que retoma conflictos que corren el peligro de ser olvidados. Viajes de autor a los infiernos en la Tierra. Para dar voz a las víctimas de la violencia o el hambre. Recordamos las anteriores entregas.

MARIO VARGAS LLOSA

El autor de La ciudad y los perros viajó al corazón de las tinieblas de Joseph Conrad: el Congo. Un país rico en minas de zinc y de oro al que han despedazado las guerras étnicas, la corrupción de los Gobiernos, la malaria. Y las violaciones: "Matan a más mujeres que el cólera y la fiebre amarilla",

le cuenta un médico.

SERGIO RAMÍREZ

Haití, antes del devastador terremoto del pasado enero, ya era el país más pobre de América. El premio Alfaguara de 1998 se sumerge en una población que en su mayoría se apaña con menos de un dólar diario. "Parece que se han olvidado de la basura, de los agujeros en que viven, y que el Gobierno se ha olvidado de ellos", reflexiona el escritor nicaragüense.

LAURA RESTREPO

La autora colombiana se trasladó a los campos de refugiados en la costa sur de Yemen. Allí llegan desde Somalia y Etiopía, huyendo de la guerra y el hambre, miles de mujeres y niños: "El Cuerno de África entero parece estar subiendo. En pateras, por el desierto a pie, mendigando a través de las antiguas ciudades".

JUAN JOSÉ MILLÁS

Desde hace 60 años, India y Pakistán se disputan el Estado de Cachemira. "Resulta imposible dar dos pasos sin sentir el aliento de un fusil en la nuca", escribe el periodista, premio Nacional de Narrativa de 2008. En este paisaje idílico se impone la brutalidad militar. Sus consecuencias: desaparecidos, torturados y cientos de miles de enfermos mentales.

JOHN CARLIN

Cruelmente perseguidos por la Junta Militar birmana, los rohingyas, una minoría musulmana, se refugian en Malaisia y Bangladesh. El reportero, autor de El factor humano, describe la aldea: "Tan ardiente, abarrotada y plagada de enfermedades, que, por contraste, los miserables pueblos vecinos de pescadores parecen la Costa del Sol".

LAURA ESQUIVEL

Guatemala, un pueblo amable y delicado. Donde los asesinos y los violadores son una plaga. La escritora de Como agua para chocolate descubre la realidad de un país en el que las agresiones sexuales quedan impunes; en el que se contabilizaron, en 2009, más de 6.000 muertes violentas. Eso quiere decir 16 al día.

MANUEL VICENT

El novelista y columnista de EL PAÍS se adentra en la selva colombiana. Cientos de miles de indígenas y campesinos han tenido que dejar sus hogares. Viven en chabolas de madera. Con el miedo permanente de los chantajes de paramilitares, narcotraficantes y guerrilleros, y la discriminación del Gobierno y la sociedad.


créditos. ELPAIS.com

24 comentarios:

Steki dijo...

Qué de historias, Roy! Y nosotros acá... En fin.
Maravilloso Toto!
VAMOS ARGENTINAAAAAAAAAAA para mañana!

TORO SALVAJE dijo...

Esa serie no debería concluir nunca.
Necesitamos que nos despierten del sopor intolerable en el que vivimos aislados de tanto dolor.

Saludos.

roncahuita dijo...

Si, viene a mi memoria lo que pasó no ha mucho tiempo en Sierra Leona donde hasta la ONU y por supuesto EL Vaticano se hacían de la vista gorda mientras lucían en sus crucifijos, colgados al pecho, los diamantes del genocidio.

Catalina Zentner dijo...

¿Por qué será que el dolor de África, sus necesidades, el abandono, la indiferencia, no figuran en ninguna agenda internacional?
La indignación y testimonio de unos pocos no es suficiente.

Saludos,

elisa...lichazul dijo...

el mundo tiene y guarda tantos pendientes debajo de su alfombra...que ya parece normal ver esos cerros de expedientes en tantos tribunales sirviendo de comida para las ratas.

besitos de luz

VALENTIN dijo...

Y muchas veces nos quejamos de nuestra aparente suerte social, pero el dolor es mayor en otros confines de la tierra donde millones tienen sus ojos cegados con esa "ligera pobreza mental" ...

Gizela dijo...

La verdad es que a pesar de la buena música, cuesta leer
Es tan difícil, partir de un diagnostico, para entender la situación..especialmente Zibabue,el reino de Mugabe
Porque siento que hay tantas causales
Por un lado nadie puede negar el apetito, de los de afuera, por las "riquezas" del sub suelo
Por el otro lado la misma protección de Mbeki, que ha ayudado a que Mugabe todavía este ahí
Su corrupción patética. La esposa anda con pendientes de diamantes más grandes que mi teléfono... casi
La desorganización que privó, no solo en la expropiaciones a los granjeros blancos, también a la "singular adjudicación" de esas tierras
Quiso como tempestad acabar con todo lo que fuera blanco, sin planificación, y ahora no hay nada...bueno sí, la más alta inflación del mundo
El poder de Los Generales que nunca seguiran ordenes de Tsvangirai. Y que se dice que no se sabe si son ellos quienes toman órdenes de Mugabe o si Mugabe toma las órdenes de ellos.
Y todos se enroscan el poder, por miedo también a que fuera de él, se les aplique la justicia
Y una escalofriante realidad, de tantos males, que pareciera una maldición.
Y lo peor del caso sin visos de que haya arreglo, o al menos un comienzo....
BESOTESSSSSSS

Julio Córdoba dijo...

Roy: A veces siento que muchos de estos conflictos son ignorados porque no se puede argumentar que una potencia extranjera está matando a la población.

Excelente post, cada día muchos pueblos son acabados por la peor tiranía, la de los propios gobernantes.

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Steki:
Hay historias de historias, por lo menos nos queda la buena música.

Salduos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

TORO SALVAJE:

Como que estamos anestesiados ante el dolor de ciertos lugares del mundo.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

roncahuita:
Del genocidio y de la sangre, que perversos que son, ya que los que guaran silencio ante las atrocidades, son igual de culpables.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Catalina Zentner:
Excelente pregunta, creo que para las potencias y las grandes corporaciones que sacan grandes ganancias por el oro, uranio y diamantes, les es indiferente ver a millones de seres humanos de color negro morir.

Cata eso es lo más doloroso.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

elisa...lichazul:
Demasiados pendientes, y el mundo sigue su curso, ignorando el dolor de millones de seres humanos en tanto conflicto inconcluso, deberíamos lazar la voz y gritarlo a los cuatro vientos.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

VALENTIN:
Si es cierto, pero no podemos dejar de obviar que en nuestros países hay millones de seres humanos que comen una vez al día, cuando comen, es otra tragedia muy silenciosa ya que los modelos económicos ya no pueden dar respuesta a las necesidades crecientes de las poblaciones.

Lo de África es simplemente indescriptible, es desgarrador, ahí la vida pende hasta de un pedazo de pan.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Gizela:

Empiezo con esta frase de Chimamanda Adichie:

Si comenzamos la historia con el fracaso del estado africano, y no con la creación colonial del estado africano tendremos una historia totalmente diferente.

Al final toda guerra se sustenta en una cuestión económica o por territorios. Hay ciertas políticas de las principales potencias regionales y mundiales, de ignorar ciertos tipos de conflictos, por cuestiones geopolíticas.

les conviene mantener el conflicto, o lo ignoran o lo apoyan de una manera solapada.

África ha sufrido de ambos y seguirá sufriendo, creo que no es un continente en la prioridad de las naciones mas ricas y poderosas del mundo, todo en una clara alianza con las burguesías locales y los ejércitos genocidios locales.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Julio Córdoba:
eso es lo más despreciable, que sean los propios gobernantes lo que masacran a sus propios pueblos en aras del poder corrupto.

Saludos

wílliam venegas dijo...

Roy, me gusta su blog porque alimenta el pesimismo que tengo ante el futuro de la humanidad, aunque Lenin decía que el pesimismo es una actitud pequeño burguesa. Quienes aún se deleitan con la caída del muro de Berlín (por mero ejercicio de las libertades individuales) nos se han dado cuenta que con ese muro también cayó el contrapeso al reducido grupo del capital financiero (fundamentalmente judío) que controla al mundo de manera avariciosa, sin solidaridad alguna y sin responsabilidad social ni ecológica.
Roy, le recomiendo que lea la revista digital "Provocaciones Irreverentes" de Javier Solís, para que lea sobre los movimientos militares que han sucedido, en medio del Mundial y sin información, del ejército gringo y de sus aliados israelíes. ¡Asusta!

http://provocaciones.cr/

En mi blog puse el párrafo inicial, pero no todo el texto, en un comentario dentro de la entrada a la obra de teatro "Los bosques de Nix".

Un abrazo, mi amigo. Saludos a don Aníbal y a Roncahuita.

wílliam venegas dijo...

También asusta la ingenuidad de algunos, como la de Steki, que ante este desolador panorama que viven seres humanos en África, Steki ponga un comentario como el que se lee de primero.

Lo repito, porque asusta esta reacción de nada:
"Qué de historias, Roy! Y nosotros acá... En fin.
Maravilloso Todo!
VAMOS ARGENTINAAAAAAAAAAA para mañana!"

Argentina ganó, qué bien para Steki. ¿Lo sabrán en esta África ultrajada?
¡Si es que toda la humanidad viene de África, hasta quienes hoy nos vemos blancos!

Steki dijo...

Permiso Roy.

Señor William:
Mi ingenuidad no me cierra los ojos. Pero usted no sabe nada de mí. No necesito estar demostrando "para afuera" ni "clavarme puñales" para que usted los vea y comente luego: "Ahh, qué bien, Steki se clava los puñales y sufre por los demás". No tengo por qué mostrarle a usted ni a nadie lo que yo sufro y cómo lo sufro o si sufro o no. Me basta con saber cómo soy sin demostrárselo a usted.
Que tenga un día feliz.
STEKI.

Steki dijo...

Perdón, olvidé decir algo.
Lo de Argentina es un detalle que usted no tiene ni idea de las conversaciones que yo tengo con el señor Roy "off de record" en alusión al tema.

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

wílliam venegas:
Creo que los sentimientos de pesimismo o de esperanza hacia el futuro no pueden limitarse a cuestiones burguesas, son sentimientos humanos universales. En cualquier parte del mundo existen esos sentimientos, ante la embestida atroz de la falta de esperanzas en el ser humano.

Creo que la falta de sensibilidad de los capitales tienen que ver con la falta de solidaridad del ser humano y la verdad no creo en esas teorías conspirativas del capital judío transnacional, hay de todos los colores políticos, de todas las religiones y de todos los tamaños cuando hablamos de los capitales en el mundo.

El problema es la avaricia de querer tener cada día más y eso es una cualidad que solo el ser humano tiene.

Con ese argumento del capital judío se empezó el Holocausto judío, algo pavoroso que hizo Hitler en la II Guerra Mundial.

Gracias por la recomendación, y espero que no solo pesimismo micro burgués le provoque mi blog.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

wílliam venegas2:

En primer lugar tiene razón Steiki, el comentario se dio porque estábamos en ese momento en Google Talk en una conversación que origino ese comentario.

Claro usted no sabe el contexto de la charla, así que creo que pecas de sesgado su comentario contra ella.

En segundo lugar dijo maravilloso TOTO, no maravilloso TODO, y le cambias totalmente el significado al comentario, algo que veo injusto y sin ninguna necesidad.

Si uno hace un comentario ingenuo, el cual no creo que sea ingenuo el comentario, esa es la visión de mundo del comentarista.

Eso no quiere decir que ella no sienta algo ante las injusticias en África, no todos manejamos información de conflictos como para que nos impacte de manera tremenda, y no quiero decir con esto que ella no lo maneje.

Al final de cuentas, hay dos puntos importantes en tu comentario.

Primero: esta sesgado y Segundo cambiaste una palabra, que cambio totalmente el significado de la frase y eso es injusto.

Saludos

wílliam venegas dijo...

ROY: Perdón por el cambio de la letra, pensé que lo ponía correcto. Pero usted pone una entrada llamémosla dolorosa sobre la realidad africana, y aparece un comentario futbolero de una señora hacia esa entrada, qué diantres va a saber uno que es de una conversación. El comentario es el que uno lee y punto. O sea, Roy, amigo, que la culpa es también suya por aclarar tarde que aquí se ponen comentarios hasta de lo que se habla por gmail.
Roy, no generalice los males universales, los grandes males, no hablo del pecado venial de los demás mortales, es que hablamos de asuntos que empujan a la destrucción inevitable del mundo, y ahí Estados Unidos e Israel, a una sola puya, son la cabeza.
No se trata de recetar respuestas nazis, pero sí de conocer al enemigo: el sionismo y el imperialismo, juntos ahora, a contrapelo de un presidente negro, Obama.
Ante ellos ni sé qué se puede hacer, no basta con persignarse, como hizo Chávez en las N.U. Hitler fue un fascista cruel, tanto como el propio sionismo... ¿no tienen a los palestinos en inmisericorde campo de concentración? Pero más que eso, el gran capital, Roy, de eso hablamos.

Steki dijo...

Señor William:
Usted tiene que preocuparse por su comentario. Del mío me ocupo yo. De última... no me lea. Mire qué fácil. Cada uno se expresa como quiere y como puede. Siempre y cuando no le falte el respeto al otro. Y me parece que Roy no se merece semejante escándalo que arma usted por mi comentario.
Doy por terminado el tema por respeto a mi amigo.