martes, 22 de junio de 2010

Los raperos de Gaza desafían al dominio islamista

Jóvenes de la franja de Gaza desafían las normas religiosas y el poder a ritmo de Hip Hop

El rapero Khaled junto a una pintada de Arafat

ANA CARBAJOSA | 22-06-2010

"El bloqueo... hiéreme hasta que me desangre, pero no podrás quitarme la libertad..." Ayman Mghamis y Khaled Harara , raperos de referencia en Gaza, corean uno de sus temas favoritos en un dormitorio infantil que les prestan unos vecinos. La casa de Ayman sucumbió a las bombas israelíes el año pasado. Su padre murió en el ataque. Estos jóvenes raperos sueñan con montar un estudio de grabación con los materiales que llegan por los túneles desde Egipto. Pero también sueñan con una Gaza más tolerante, donde quepa cualquier estilo musical, incluido el hip hop.

Mghamis y Kharara viven en una franja de tierra cerrada a cal y canto desde hace más tres años por Israel. Estos días circulan anuncios oficiales sobre un posible levantamiento parcial del embargo. De hacerse realidad, afectaría a las mercancías, en ningún caso a las personas. Sólo salen y entran a la franja los enfermos y el puñado de afortunados con algún permiso especial. No es el caso de los raperos para los que Internet es su ventana al mundo exterior. Facebook, My Space y cualquier ciberforo que se tercie es el segundo hogar de estos jóvenes que como tortugas se desplazan con el ordenador a cuestas, siempre en la mochila. Gracias a la Red mezclan temas con voces de raperos de Cisjordania o incluso de palestinos que viven al otro lado del Atlántico. "Vivimos en una prisión. El rap nos da alas; nos permite volar", dice Harara, ahora estudiante universitario, antes policía militar. "God bless Internet (dios bendiga a Internet)" es uno de sus gritos de guerra.

En Europa y en Estados Unidos empiezan a hacerse con un nombre, pero aquí, en Gaza en el mejor de los casos no se les conoce. A menudo se les desprecia y se les "acusa" de importar la poco estimada cultura estadounidense. Mghamis sabe mucho de eso. Se acuerda del concierto en Khan Yunis, al sur de la franja. Se subió al escenario y empezó a cantar... "hasta que llegaron los barbudos. Se escuchó a alguien gritar "Allahu Akbar [Alá es grande] y empezó la pelea".

Estos jóvenes forman parte de la veintena de raperos que circulan por la franja de Gaza de forma más o menos underground como les gusta decir a ellos. Con las letras de sus canciones se enfrentan al ejército israelí en una suerte de intifada verbal, pero también desafían al todo poderoso Gobierno de Hamás en la franja y a una cultura conservadora que no les acaba de aceptar. Sus canciones hablan sobre todo de la "jodida situación", de los soldados israelíes y de la "complicidad" de los países occidentales. Pero también de "los de verde", en alusión a la gente de Hamás, y de George W. Bush y Osama Bin Laden, "unos locos que matan a gente en nombre de la religión".

Ser diferentes y atreverse a verbalizar la disidencia les ha empezado a salir caro. Hace poco más de un mes las autoridades de Gaza se presentaron en un concierto de B-Boy, clausuraron el evento y enviaron a los cientos de espectadores a sus casas. Sin explicaciones. Ahora, a PR, el grupo de Mghamis , el primero que nació en la franja, les han prohibido actuar tras inspeccionar las letras de las canciones que tenían previsto cantar. "Cuando [las autoridades] dicen no es no. Es mejor no enfrentarse al Gobierno", sostiene Mghamis, que cree que la presencia de chicos y chicas en los conciertos y los bailes más o menos sensuales son unas de las líneas rojas para los islamistas en el Gobierno. El centro palestino para los derechos humanos de Gaza ha emitido una protesta formal por la cancelación del concierto B boy y ha pedido al ministerio de Interior que deje de reprimir manifestaciones culturales.

En un café de la ciudad de Gaza, Harara, miembro de Black Unit , una de las bandas de la llamada segunda generación de raperos gazíes desgrana parte de su filosofía y explica por qué su arte no gusta a muchos de los suyos. "Queremos luchar contra la idea de que o somos terroristas o somos víctimas que miramos al cielo para ver cuándo caerán los próximos misiles. No necesitamos comida; no somos mendigos. Necesitamos que dejen funcionar nuestras fábricas. Somos gente creativa, capaz de hacer muchas cosas, de resistir". "El problema" -continúa- "es que nuestro Gobierno no entiende que con nuestras letras podemos cambiar más cosas que con los cohetes Kassam. Nos acusan de traer aquí la cultura americana".

En el cuartel general de la policía de Gaza, el general Ayman Al Batniji, portavoz del cuerpo asegura que al margen de casos puntuales, ellos autorizan cualquier manifestación cultural, pero explica donde reside el problema. "Hay que respetar la tradición, la cultura de la gente de aquí que rechaza a esos jóvenes. Esa música no es islámica, no es árabe. El rap aquí no tiene sentido".

Ahmed Yousef, presidente del comité de derechos civiles del Parlamento en Gaza también dice estar a favor de las manifestaciones culturales, pero en seguida se le llena la boca de peros. "Nuestra religión tiene sus propios modales y los bailes de esos chicos han traspasado nuestros límites".

Mghamis y Harara medio se ríen de esos argumentos. A pesar de su juventud, les ha tocado ver casi de todo. La incomprensión de las autoridades y de buena parte de sus compatriotas es sólo uno más de los obstáculos a los que se enfrentan cada día. Dicen que la paciencia y la perseverancia son dos armas que nadie les va a arrebatar. Y hacen buen uso de ellas cada tarde, en algún café de la ciudad de Gaza, mientras idean nuevas canciones, pipa de agua en mano.


ANA CARBAJOSA - Jerusalén - 22/06/2010

16 comentarios:

elisa...lichazul dijo...

sin duda el rap va más allá de fundamentalismos
es netamente humanismo lírico potente

besitos de luz

wílliam venegas dijo...

¿De verdad alguien cree que el sionismo judío camabiará su política por algún tipo de conversión? ¿Por qué los cascos azules se envían a otos conflictos y no a Israel para poner en cintura a los judíos sionistas? ¿Por qué no una intervención armada de las N.U. para liberar a los palestinos del bloqueo injusto y devolverles sus tierras? ¿Será que las N.U. no son nada ante el eje EE.UU.-Israel que controla al mundo desde intereses económicos judíos?

Catalina Zentner dijo...

Gracias por tus comentarios, coincido que tanto Costa Rica como Uruguay, son países con una verdadera apertura de pensamiento.
Muy interesante este aporte, despertó mi interés.

Saludos,

Catalina Zentner dijo...

Estoy con una gripe muy fuerte, el comentario de Venegas me parece tan desopilante que creo, me bajó la fiebre.
Saludos,

wílliam venegas dijo...

¿Por qué no que se le devuelvan las tierras a los palestinos, las que han sido robadas por los judíos sionistas? ¿Por qué no que los judíos vuelvan a los países de donde han salido? ¿En nombre de qué tanto crimen sionista?

©hannibal dijo...

William, cuando usted se tire a la política votaré por usted...

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

elisa...lichazul:
Es definitivo que la música es un idioma universal y todos la podemos entender, más allá de los fanatismos y fundamentalismos.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

wílliam venegas:
Sabes que el sionismo es toda una ideología, y es la única ideología que ha logrado llevar con éxito su pensamiento.

Siempre he dicho que la ONU solo sirve para tomar té entre sus embajadores y socializar.

Debemos aplicar la real politik, sabemos que el principal aliado de los EEUU en esa zona tan conflictiva y tan importante para las naciones industrializadas, que dependen del petroleo, es Israel.

pueden tener a veces diferencias, pero siempre serán aliados. Además hoy hay un gobierno de la derecha más dura de Israel en el poder, y ese es un factor llamado a analizar.

Al final de cuentas yo más bien me preguntaría, donde están todos los hermanos árabes de los Gasies en este momento, los principales enemigos de los palestinos, son los mismos árabes, que nunca se preocuparon por ellos.

y aún más los palestinos que tienen hijos en países árabes ni siquiera son reconocidos como cuidadnos de esos países.

Los que dominan el poder económico y militar, son los que deciden la suerte de los más débiles, es lago que se ha manifestado a través de la historia de la humanidad.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Catalina Zentner:
Es interesante todo esto, ya que a como hace Daniel Baremboin, la música puede unir a los seres humanos, por encima de todo.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

wílliam venegas2:

No creo que se logre volver sobre las fronteras del 68, ya Israel es una nación consolidada y exitosa, en los social, lo político y lo militar.

Ya los israelíes son hijos de esa tierra, y es como decir que los descendientes de los españoles regresen a su país de origen, creo que ahí si cometes un gran error de apreciación, claro hoy en día hay una fuerte migración hacia Israel, pero ya hay varias generaciones que han nacido en esa tierra.

Acordémonos que los israelíes han vivido por miles de años en Oriente Medio, y la Estela de Merneptah lo confirma.

La primera mención hallada de Israel en Palestina fuera del texto bíblico, se encuentra en la estela del faraón Merneptah 1230 AC, hijo de Ramsés II, descubierta por Sir Flinders Petrie en 1896, en el templo de este faraón en Tebas. Con una altura de 225 cms en granito negro, contiene himnos que celebran la victoria sobre los enemigos en una campaña suya a través de Canaán. En ella se cita a ciudades como Ascalón y Guezer así como al pueblo de Israel.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

©hannibal:
Idiay mientras a William no le pase lo de Rodrigo Arias jajaja.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Catalina Zentner2:


A ese nivel te impacto el comentario de William.

Saludos

TORO SALVAJE dijo...

Los totalitaristas odian cualquier expresión artística que pueda resquebrajar su autoridad.

Bien por los raperos.

Saludos.

wílliam venegas dijo...

Está bien:
La música denuncia sobre el mundo...
pero no lo cambia.

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

wílliam venegas:
Por algo se empieza y el mundo no ha cambiado a través de los milenios, seguimos exactamente como cuando el primer ser humano piso esta tierra, la lucha por el poder.

Saludos

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

TORO SALVAJE:
Poco a poco una gota tras otra gota puede formar un poderoso rió, así es en la vida de las naciones, por algo debemos empezar a luchar en contra de las injusticias.

Saludos