miércoles, 11 de junio de 2008

Lo circular de la historia: HENRY RIES

El puente aéreo que salvó a Berlín, hace casi sesenta años, he insistido la historia es circular, y vemos como estas escenas se repiten y se seguirán repitiendo a lo largo de la historia.

Vemos guerras, bloqueos, ayudas internacionales, recordemos con estas maravillosas fotos en B/N, lo que nos enseño la historia y que hoy seguimos repitiéndolas.



Los aviones de la salvación

El Museo de la Historia de Alemania rinde homenaje, en su 60 aniversario, al Puente Aéreo que salvó a Berlín del bloqueo soviético con una retrospectiva de Henry Ries, un reportero germano-estadounidense y judío, huido de Berlín durante el nazismo. Las míticas imágenes de los niños berlineses esperando a los Rosinenbomber -los "bombarderos de golosinas", como se apodó a los aviones aliados que aterrizaban en el aeropuerto de Tempelhof- son el núcleo de la muestra, abierta hoy, adelantándose unos días al aniversario del puente aéreo humanitario más largo de la historia. Del 26 de junio de 1948 al 12 de mayo de 1949, los aviones aliados transportaron a la ciudad partida tras la Capitulación del Tercer Reich, dos millones de toneladas de alimentos, carbón y medicinas, en un total de 200.000 vuelos.

HENRY RIES/DEUTSCHES HISTORISCHES MUSEUM - 2008-06-11



La capital devastada

A una media de un aparato por minuto, la aviación aliada burló con ello el bloqueo impuesto por las autoridades soviéticas al sector occidental y suministraron alimentos, combustible y medicinas a la población sitiada. Ries, un judío nacido en el barrio berlinés de Charlottenburg como Heinz Ries y nacionalizado estadounidense en 1943, se convirtió en reportero para el New York Times en 1947, después de trabajar en los primeros años de la posguerra para los servicios de inteligecia. Desde esa posición captó impactantes imágenes no sólo del Berlín del bloqueo, sino también de la vida entre ruinas de muchas ciudades alemanas, barridas por los bombardeos durante la Segunda Guerra Mundial. "Es la visión emocionada de alguien que tuvo que huir del nazismo y que luego asiste a la vez a la reconstrucción de un país -que sigue siendo el suyo- castigado por la Guerra Fría", explicó la comisaria de la muestra, Katrin Peters-Klaphake. En la imagen, varios edificios muestran los efectos de la contienda militar. El camarógrafo Bill McClure, de CBS News, en las escaleras del Reichstag (Parlamento), en octubre de 1948.



Calles destrozadas por las bombas

La retrospectiva está integrada por unas 300 fotos repartidas en cinco espacios del Museo y procedentes del legado del fotógrafo, fallecido en el 2004. Junto a las imágenes del bloqueo soviético, la exposición recoge otros trabajos de Ries en la España franquista, en París y otros lugares donde ejerció como reportero. En la imagen, varios trabajadores callejeros, en la Spandauer Strasse, cerca de la casa del ayuntamiento (Roten Rathaus).



La vida cotidiana entre los escombros

Se trata de una muestra restringida, por razones de espacio, del conjunto de las miles de fotos que realizó y que se complementacon un catálogo donde asi mismo están las pertenecientes a reportajes sobre la Academia Militar de Zaragoza, en 1950, de la España dela posguerra, del propio Francisco Franco o de Pablo Picasso.


El fotógrafo que huyó de la barbarie

La biografía de Ries es casi tan impactante como la exhibición. Su huida del nazismo, en 1938, fue rocambolesca. Inicialmente la embajada de EEUU en Berlín le negó el pasaporte, por falta de aval, y sólo lo logró cinco años después, tras una estancia en Cuba. Volvió a Berlín en 1945, como soldado de EEUU. Luego colaboró con los servicios de inteligencia y ejerció asimismo de intérprete en los Procesos de Nuremberg. A partir de 1947 se consagró a su trabajo como reportero. Su legado regresó ahora a Berlín, tras ponerse en contacto su viuda, Wanda Ries, con los responsables del Museo de Historia. El destino final de toda su obra está en el aire. Una posibilidad sería que engrosara el fondo de un nuevo Museo de los Aliados. El lugar ideal sería el aeropuerto de Tempelhof, a juicio el director del Museo de la Historia, Hans Ottomeyer. En la imagen, Henry Ries, en 1946 en Berlín.


La recuperación de la vida urbana

"Pero antes que nada tenemos que tener claridad sobre el futuro de ese aeropuerto", recordó Ottomeyer. Tempelhof, abierto en 1923 en pleno casco urbano berlinés, dejará de estar en activo el próximo octubre, tras un largo litigio judicial y ciudadano entre detractores y defensores de que siga en funcionamiento. El cierre parece sentenciado desde el fracaso de un referéndum, hace unos meses, a favor del mantenimiento. Sin embargo, no está claro a qué se destinarán sus 282 hectáreas, para lo que se barajan todo tipo de proyectos inmobiliarios de uso semi-público o privado. En la imagen, un tiovivo de un parque de atracciones ante el bombardeado castillo de Berlín (1946).

15 comentarios:

amor dijo...

roy, tu blog es un acierto detrás de otro, siempre pones algo interesante y entretenido

Terox dijo...

Debe haber sido una época terrible para Alemania, y en general, para Europa...

fede dijo...

Interesantes muestras del famoso bloqueo de Berlín Occidental de parte de los soviéticos en esa época. Hay que recordar otro enfrentamiento directo entre las dos potencias de la época la URSS y los EEUU y fue en el Checkpoint Charlie o en el paso Charlie, ahí se vieron las caras dos tanques pero ninguno disparó por dicha. y después la verguenza del muro de Berlín dichosamente derribada en 1989.

Tita dijo...

imagines bellas como siempre y texto inteligente, pero capitulo de lahistoria para olvidar

Jonathan dijo...

Estan muy buenas las imagenes.
Lo destacable es como crecio alemania luego de la guerra, la capacidad que tuvo para reocnstruirse.
Y x suerte han reconocido el error del nazismo algo elogiable hoy en dia.

Maria dijo...

Los animales luchan por el territorio pero el animal humano lo ha institucionalizado, militarizado, despenalizado, politizado, "tecnologizado" e industrializado y comercializado. Muy buen hallazgo esas fotos, he puesto el post en mis favoritos. Un abrazo.

Senior Manager dijo...

Interesante muestra, tuve la oportunidad de ver el documental en The History Channel y la verdad es que si los americanos no hubieran ese esfuerzo, tal vez la historia fuese distinta ahora para muchos Berlinenses.

J. L. Maldonado dijo...

Extraordinarias fotos. Lamentablemente tomadas del hecho más abominable por el cual haya pasado nuestro planeta.
Gracias por tu lectura.

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Amor:
Muchas gracias.
Saludos


terox:
Si Terox, y así debe ser aún en día en las zonas de guerra.
Saludos

fede:
Como siempre agregas algún detalle que no conozco al post, muchas gracias, y si aunque en Costa Rica aún hay algunos que no se acuerdan que ya cayó el Muro de Berlín.
Saludos

tita:
No hay que olvidar, ya que no debemos permitir que la historia se repita una y otra vez.
Saludos

jonathan:
Si Alemania lo reconoció, yo creo que eso lo hacen los pueblos y los lideres verdaderamente valientes.
Saludos

María:
Y no solo eso, a logrado repetirlo a lo largo de la historia de la humanidad, y aún sigue marcando y luchando por los territorios, siempre por factores económicos.
Saludos

senior manager:
Cierto otra historia se hubiera contado.
Saludos

Maldonado:
Lastimosamente aún la humanidad pasa por cuestiones iguales, por ejemplo Palestina.
Saludos

Evan dijo...

Leyendote y compartiendo tu óptica.

Un besito, Roy1

Valentín dijo...

Me encantan las fotografias de tu blog, me transportan aveces a otro umbral, a una epoca que hay q pensarla para poder recordarla, pues no pertenece a nuestra epoca. Un cordial saludo te dejo.
No te pierdas malvado.
Un fuerte abrazooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo!!!!

Carlos Alberto Arellano dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Carlos Alberto Arellano dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Carlos Alberto Arellano dijo...

Roy:

Excelente entrada. Queda claro que Henry Ries era un fotógrafo extraordinario. Casi parece que podríamos caminar por esos viejos interiores en blanco y negro.

Me pareció muy interesante la idea de María. Armar un lugar en el blog con las mejores entradas que leemos por aquí y por allá. Lo circular de la historia: Henry Ries, por supuesto, no puede faltar.

Posdata:

Hace una semana, más o menos, vi el corto que dejaste sobre los caballos. ¡Fantástico! Me lo recomendó Sarita. Ella viene con mucha frecuencia a tu blog, aunque no opine.

El Museo de la Luna dijo...

Qué maravilla. Gracias por compartir. En concreto la imagen de las modelos en la escalinata, con las columnas carcomidas por los impactos de bala, es impresionante.